sábado, 22 de noviembre de 2008

Mis letras son de aire...

Escribo letras con los labios,
Y las malas frases las muerdo
Para que se resistan a salir…

… Así me he tragado textos
Llenos de amargura,
Y palabras dulces
Que no supieron escribirse a tiempo.

Es la voz
La tinta de mis versos.

Escribo cartas todo el tiempo
Con remitente dirigido,
Les pego un timbre
Con aroma a hierbabuena,
Y dejo que partan a través mi aliento.

Son los suspiros,
Los puntos, las comas,
Los espacios vacíos….

…Las palabras que
A falta de orden,
Decidieron morir en silencio.

Es el aire
El funeral elegido.

Mis letras son de aire,
Es por ello
Que cambian según la temporada
Y entre susurros,
Elaboro las palabras más delicadas.

Escribo letras con los labios,
Los entinto con mis versos
Los dejo volar con mi aliento
Y los sello al mismo tiempo.

5 comentarios:

alhanbsideblogg dijo...

Harto bonito...

Sin importar que te decidas a compartirnos TAN POCO, siempre es bueno leer esa inspiración reprimida y tímida que se asoma en cada texto, en cada palabrita que nos muestra que Pam jamás ha dejado de escribir, sólo que no siempre lo pone en papel.

Char... dijo...

Realmente...?

Escribes con el alma, en ella , no existen malas palabras.

Ahora, llenos de amargura, tus textos deberias dejar libres, para que con palabras dulces el tiempo no te gane...

El aire mismo y el tiempo, han ayudado a que tus dulces palabras pensamientos, llenen el ambiente a fresco aroma hierbabuena.

Finalmente, el remitente no tiene por que importar, mucho menos una respuesta de la persona a la que fue dirijida dicha carta...

Escribe, no dejes de hacerlo, envia tus cartas con oro firme de tus labios, entintalas con tu corazon,dejalas volar con tu mirada y sellalas con un beso...

Char...

cynodont dijo...

amiga esta super padre la verdad me llego, todos me gustaron pero esta como que me llego eee tu sabes mi historia TQM

Anónimo dijo...

Me gusta! Asi de simple y sencillo pero tan complejo como la vida misma. Claro, dependiendo de cada ser humano... ILG

J. Cohen dijo...

Tus letras son de aire. Aunque deberían ser de fuego, son luz desesperada intentando escapar por una rendija mínima.
Tus letras son de aire y, como ya lo dije, tu sangre es tinta.
La tinta de tus versos en espacio y tiempo suspendidos.
Eres buena.